Condenan a violador que quedó sin lengua por su víctima

Condenan a violador, Tony Mauricio Martínez Grande, ayer viernes mediante un procedimiento abreviado por parte de la Fiscalía Especial de Delitos contra la Vida (FEDCV).

La condena fue por haber cometido el delito de femicidio en perjuicio de Ángela Rosa Martínez Ávila.

Condenan a violador por crimen atroz

La pena impuesta fue de 22 años 6 meses de cárcel. Así lo informó la Sección de Investigación de Muertes Violentas de Mujeres y Femicidios de la FEDCV. Dicha sección logró conocer las pruebas científicas de este caso.

Además, Medicina Forense aportó las pruebas y alertó sobre los resultados de la fémina Martínez Ávila. Se comprobó que se trataba de una violación. Por lo tanto se procedió a dar captura al sujeto. De Ávila en su momento se encontró que le faltaba un pedazo de lengua.

El relato de los hechos revela que todo ocurrió el pasado 8 de agosto de 2016. El personal de la morgue judicial del Centro de Medicina Legal y Ciencias Forenses del Ministerio Público (MP) registró el levantamiento el cadáver de una mujer en estado de putrefacción. El cuerpo tenía entre 2 y 4 días de haber expirado.

El hecho se registró en en un sector montañoso cercano a residencial El Tablón, sobre el anillo periférico. Dicho lugar queda en la zona sur de Tegucigalpa.

Este crimen quedó registrado en la lista enorme de los femicidios que casi a diario se registran e Honduras.

Según investigaciones, la mujer tras ser ultrajada por el agresor, también recibió golpes y perdió la vida.

Pero lo curioso de este femicidio, es que la víctima tomó la venganza por sus propias manos.

Según las investigaciones científicas de los médicos forenses, Ángela Rosa Martínez Ávila le arrancó la lengua a su violador.

El aterrador caso fue así

Se trata de Ángela Rosa Martínez Ávila de 23 años, era una empleada doméstica, y fue vista por última vez el 6 de agosto del 2016 por habitantes de El Tablón.

Ese día según se relata, se le vio junto con un guardia de seguridad, Tony Mauricio Martínez Grande de 32 años.

Martínez habría obligado a la joven a acompañarlo a una determinada zona en donde la ultrajó y la asesinó. Para Tony fue una gran sorpresa, no se imaginaba de lo que sería capaz la joven.

Pues la mujer dentro de esos minutos de desesperación de sentirse atada, sin poder hacer nada por su propia vida, le cortó la lengua con su propios dientes.

Lo anterior causó más rabia en su agresor, y este procedió a quitarle la vida, luego de haberla violado.

Facebook Comments