Comisión Legislativa propone Interventora para solventar crisis en Universidad de Agricultura

La Comisión de Educación del Congreso Nacional, encabezada por el diputado Ángel Darío Banegas, sugirió el nombramiento de una Junta Interventora por el período de un año para resolver la problemática en la Escuela Nacional de Agricultura (UNA).

– Se considera impostergable que se resuelva la dualidad de funciones que se presenta en el caso del rector de la Universidad Nacional de Agricultura, que a su vez ejerce el alto cargo de secretario de Educación (Marlon Escoto).

– El informe de la comisión de Educación solo es ilustrativo y no vinculante en el Congreso y pasará a instancias correspondientes, dijo el titular de ese poder del Estado Mauricio Oliva.

Mediante un informe que leyó, el mediodía de este jueves, el diputado Banegas esbozó cada uno de los puntos investigados con los actores de la crisis de la UNA que ya suma varias semanas en paro de labores.

La Junta Interventora estará integrada por tres miembros con amplias facultades en los ámbitos legales, académicos y administrativos para que asuman el gobierno de la Universidad Nacional de Agricultura (UNA), con el afán de normalizar el nombramiento que permita elevar los estándares de calidad educativa.

La junta estará acompañada por un equipo técnico en el que tendrá participación el Consejo de Educación Superior y la propia comunidad universitaria de la UNA. Éstos deberán rendir informes trimestrales a las instancias correspondientes que se establezcan en su creación.

Una de las funciones imprescindibles de la Interventora, será atender los asuntos académicos y administrativos con una visión global que incluyan las causales del paro de labores, los vacíos legales en relación con los docentes, manuales, reglamentos y régimen disciplinario, denuncias de abusos de autoridad y nepotismo, el urgente fortalecimiento de la excelencia académica y la regulación del sistema de admisión, programas de becas y extensión universitaria.

La Junta Interventora impulsará una reforma institucional para establecer un nuevo Consejo Directivo Universitario, claras normas académicas, manual de puestos y salarios, y reglamentos especiales que modernicen la vida universitaria.

Asimismo, la Comisión Educativa sugiere la ampliación de la infraestructura de la UNA a fin de garantizar una mejor respuesta a la creciente demanda de ingreso, dotando a las instalaciones de las condiciones adecuadas a la dignidad humana de los alumnos y maestros.

Además, se prevé la ampliación de la oferta académica en carreras que demanda el aparato productivo del país y la formulación de los presupuestos que correspondan a un crecimiento ordenado y bajo los cánones de la excelencia y calidad educativa.

En el quinto apartado, se sugiere el acompañamiento de otras instituciones del Estado en la solución de los problemas de la UNA. También se demanda la creación de centros regionales en distintas zonas del país con potencial productivo dando prioridad a las áreas suburbanas y rurales que suplican la presencia de instituciones educativas de esta naturaleza.

Piden a la Secretaría de Trabajo intervenir de inmediato en el caso de docentes despedidos en los últimos seis meses.

A renglón seguido, se considera impostergable que se resuelva la dualidad de funciones que se presenta en el caso del señor rector de la Universidad Nacional de Agricultura, que a su vez ejerce el alto cargo de secretario de Educación (Marlon Escoto).

Y finalmente, la Comisión Legislativa propone todas las medidas necesarias para garantizar de inmediato el regreso a clases y la instalación de una instancia de diálogo permanente entre los integrantes de la comunidad universitaria.

El titular del Congreso, Mauricio Oliva, dio por recibido el informe, que solo es ilustrativo y no vinculante, y ordenó que pasara a las instancias correspondientes.

Facebook Comments